Cepillo eléctrico vs manual: ¿cómo elegir el mejor aliado para tu sonrisa?

El cepillado dental es una de las acciones diarias más importantes en lo que a higiene se refiere. Sin este sencillo gesto, la boca no se mantendría limpia. Y los problemas y enfermedades bucales acecharían con facilidad. Por eso es imprescindible escoger una herramienta adecuada y de calidad para lograr la máxima limpieza. Desde nuestra clínica dental en Méntrida te damos todas las claves para escoger entre cepillo eléctrico y manual.

Ventajas del cepillo eléctrico

El cepillo eléctrico tiene una presencia cada vez mayor entre las personas. Y es que las ventajas de esta herramienta son innegables. Empezando porque suelen tener un cabezal pequeño y redondeado que llega con facilidad a todos los rincones de la boca.

Además, su movimiento automático consigue eliminar una mayor proporción de placa bacteriana sin apenas esfuerzo. Los modelos más actuales cuentan con dispositivos como sensores, temporizador o diversas velocidades para mejorar la efectividad del cepillado.

Ventajas del cepillo manual

El cepillo manual es el más clásico y también el más utilizado. Su uso es sencillo y está indicado para personas de todas las edades. Es efectivo en su objetivo siempre que se utilice de la manera adecuada.

Y tiene otras ventajas añadidas, como el hecho de ser económico o fácil de transportar. Los resultados del cepillo manual están avalados por la historia, por lo que siempre es una buena alternativa.

Entonces, ¿qué cepillo escoger para el cuidado de tu sonrisa?

Tu dentista en Méntrida puede ayudarte a escoger el cepillo que más te convenga. La decisión dependerá principalmente de las características de tu boca. Y también de tus preferencias y de lo que más valores dentro de la técnica del cepillado. Ven a visitarnos cuanto antes y nos encargaremos de que consigas la mejor de tus sonrisas. ¡Ven a vernos!